domingo, 17 de abril de 2011

Encuentro

Aunque nos duela, todos vamos a tener que encontrarnos, con nuestro dolor, con nuestro propio agujero existencial. Duele más, la insoportable búsqueda, la impredecibilidad, el imaginar el encuentro. Todo eso duele más, que el propio encuentro con nuestro dolor. Es el encuentro con nosotros mismos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario